CONSEJOS QUE ALARGARÁN LA VIDA ÚTIL DE TUS BATERÍAS SOLARES.

Las baterías solares son una parte muy importante de nuestra instalación fotovoltaica, sobre todo si se trata de una aislada, pues sin ellas por la noche no tendríamos energía eléctrica. Por ese motivo es vital llevar a cabo un correcto mantenimiento para lograr un funcionamiento adecuado y alargar al máximo su vida útil.
A continuación, os mostramos unas indicaciones básicas para el mantenimiento de las baterías solares.

Materiales necesarios para realizar el mantenimiento:

Aunque no se trata de una tarea peligrosa, nuestra primera recomendación es tomar todas las medidas de seguridad necesarias para no hacernos daño ni dañar el material de la instalación. Además, debemos tener a mano el siguiente material:

1. Un embudo de plástico.
2. Agua destilada.
3. Cepillo de púas metálicas.
4. Guantes de goma.
5. Gafas de seguridad.
6. Laca protectora.

Mantenimiento de baterías solares monoblock.

Como ya tenemos preparado todo el material, vamos a colocarnos las gafas y los guantes de protección. Una vez hecho esto podemos ponernos a realizar el mantenimiento de nuestros acumuladores solares monoblock.
IMPORTANTE: bajar los diferenciales del cuadro de protecciones antes de manipular cualquier elemento.

1. Retiramos los conectores de los bornes, y debemos hacerlo siempre en este orden: primero el negativo y, después, el positivo.
2. Limpiamos la batería y los bornes con trapo limpio y seco. Una vez hecho esto, abrimos los tapones de nuestra batería.
3. Llenamos de agua destilada el acumulador solar en caso de ser necesario. Nos debemos fijar en el punto máximo que se indica en la batería. Es importante que no nos pasemos echando agua ni que dejemos que se seque por completo, pues en ese caso los daños pueden ser irreparables, siendo necesario cambiarlas.
4. Cuando hayamos terminado con el paso anterior, podemos cerrar los tapones. Ahora es el momento de utilizar nuestra laca protectora, la cual rociaremos sobre los bornes para facilitar el pase de la corriente.
5. Como paso final, comprobaremos el estado de las conexiones y el cableado solar. Apretaremos las conexiones y estaremos pendientes de que el cable solar no haya sufrido ningún sobrecalentamiento.

Mantenimiento de baterías estacionarias OPZS.

Estas baterías son las más comunes por su resistencia en las instalaciones solares aisladas, y al igual que en el caso anterior, vamos a ponernos las protecciones y a bajar los diferenciales del cuadro de protecciones de nuestra instalación antes de comenzar.

1. Retiramos los conectores de los bornes. Al igual que en el caso anterior, debemos retirar los conectores siempre en este orden: primero el negativo y, después, el positivo.
2. Limpiamos la batería y los bornes con trapo limpio y seco. Una vez hecho esto, ponemos la laca en los bornes para que la corriente pase fácilmente y abrimos los tapones de nuestra batería.
3. Llenamos de agua el acumulador solar en caso de ser necesario. Es importante que nos fijemos en el punto máximo que se indica en la batería para que no nos pasemos echando agua ni que dejemos que se seque por completo, pues en ese caso los daños pueden ser irreparables, siendo necesario cambiarlas. Cuando terminemos, cerramos los tapones.
4. Ahora debemos el estado de las conexiones y el cable solar. Apretaremos las conexiones y estaremos pendientes de que el cable solar no haya sufrido ningún sobrecalentamiento ni que se haya pelado.
5. Como paso final, vamos a ecualizar las baterías. Esto lo haremos con el regulador y, en caso de que no nos lo permita, debemos hacerlo de forma manual cada 2 o 4 semanas.

Consejos útiles a la hora de realizar el mantenimiento de nuestras baterías solares.

1. Seguir siempre las indicaciones del fabricante antes de realizar cualquier proceso de mantenimiento de baterías solares.
2. Debemos asegurarnos de que las baterías se encuentran en un lugar ventilado alejado de los rayos del sol y a una temperatura alrededor de los 20 °C.
3. Antes de manipular las baterías, recomendamos quitar relojes, anillos, collares u otros objetos metálicos que puedan entrar en contacto con los bornes del acumulador.
4. No fumar ni encender fuego al lado de las baterías.
5. Si se van a utilizar herramientas manuales como destornilladores, alicates, etc. es necesario que dispongan de mangos aislados eléctricamente.
6. Cuando se vaya a rellenar de agua destilada los vasos de la batería, es importante utilizar embudos de plástico. En cualquier caso, evitar embudos metálicos.
7. No sustituir el agua destilada por agua hervida, ya que dañaría la batería.
8. El electrolito utilizado, generalmente es ácido diluido, el cual puede causar irritación y quemaduras si entra en contacto con los ojos o la piel. En caso de que esto ocurriera, se recomienda lavar la zona afectada con abundante agua y solicitar atención médica inmediatamente.

Aprovechamos para comentarte que tenemos descuentos en baterías durante todo el mes de marzo.

Esperamos que estas nociones básicas os ayuden a llevar a cabo el mantenimiento de vuestros acumuladores solares. Si tienes dudas o sugerencias, nuestro servicio técnico os ayudará a solucionarlo.
Anímate a dejar tus consejos y experiencias en los comentarios y crea comunidad con nosotros.

    Escribe tu comentario

    Your email address will not be published.*

    Abrir chat
    ¿Te podemos ayudar?